Hoy queremos contaros una realidad que estamos viviendo en la que se demuestra a las claras que la tecnología móvil llega mucho mas lejos que la tecnología del PC que, desde nuestro punto de vista, se queda cada vez más para aspectos profesionales. De hecho, el PC se utiliza cada vez menos en los hogares y está siendo sustituido poco a poco por los dispositivos móviles, sobre todo los tablets. ¿La razón?, muy simple, lo que habitualmente se hace en los hogares con el PC es casi siempre perfectamente sustituible por la tablet y sentarse en el sillón o el sofá con una tablet es bastante más cómodo.

Suegra utilizando una móvil. Movil AppPero no nos desviemos del tema que nos ocupa que es MI SUEGRA.

Nunca habría imaginado que mi suegra me estuviese friendo a “whatsapazos”. Cada vez que hablábamos de enseñarle a navegar por Internet desde un PC, se negaba en rotundo y utilizaba la típica frase “Huy hijo, ya estoy muy mayor para aprender estas cosas” y por más que lo intenté no lo conseguí. Sin embargo, comenzó a oir eso de “enviamelo por whatsapp” o “te envío la foto del niño por whatsapp” y enseguida vino la pregunta, “oye, ¿eso del guasá ese qué es?. Ese fue el comienzo de un problema para mi suegra, mi esposa y sobre todo para mi. En cuanto comprobó que eso del “guasá” suponía que estaba comunicada con nosotros de forma prácticamente inmediata, todo cambió y de ahí el título de este artículo.

Esta ficción (después de hablar con muchos colegas resulta más cierta que ficción) vale para demostrar cómo los dispositivos móviles han llegado a nuestras vidas para transformarlas radicalmente.

Jovenes utilizando una móvil. Movil AppHace unos días viajaba en cercanías sobre las 20:30 horas y me di un paseito por el tren observando al personal. Todos los que iban solos, e incluso muchos de los que iban acompañados, menos uno iban haciendo algo con el móvil: leyendo, hablando, escuchando música, chateando, haciendo selfie, etc. (el que no hacía nada con el móvil es que iba dormido). Como los humanos no tenemos término medio, pasamos como los deportivos, de cero a 100 en cero coma.

Estas reflexiones que estoy seguro que todos vosotros compartis, nos deben valer para valorar en su justa medida las posibilidades que los dispositivos móviles ponen al alcance de nuestros negocios. Si no estás haciendo comercio electrónico, estás perdiendo una gran oportunidad. Las funcionalidades que nos permiten hoy en día las APP’s y los precios que han alcanzado últimamente te quitan las excusas para no estar en la pomada.