Aunque toda esta tecnología es relativamente nueva, y muchas empresas ya han realizado o están en la tarea de adaptación (responsive) de sus webs a los dispositivos móviles, surge no obstante la discusión entre qué es mejor, si la llamada “web móvil” o las APP’s. Pues bien, en este artículo, además de otros en los que hemos hablado de estos temas, vamos a intentar arrojar un poco de luz sobre esta importante cuestión. Se trata que al final los empresarios tomen la mejor decisión al respecto, teniendo la máxima información a su alcance.

Partimos de la base que el 80% de las búsquedas en Internet se realizan desde smartphones. Esto, por si mismo ya da una idea de dónde estamos situados actualmente. Este artículo te ayuda a conocer las diferencias entre las dos formas de marketing móvil y com afectan a tu marketing móvil.

web-vs-app

  1. Un sitio web tiene inherentemente más alcance que una aplicación
    Muchas veces es difícil saber la diferencia entre FÁCIL y EFICIENTE. Por regla general, queremos tener mejores resultados con el menor esfuerzo posible. Para el usuario navegar por una web adaptada a móviles es más fácil, en principio, que descargarse una APP. Los usuarios saben que normalmente van a encontrar aquella información que necesitan conocer referente a los productos y servicios de la empresa en cuestión. Así que, en general, una página se dirige a más gente porque es la opción FÁCIL.
    .
  2. Las aplicaciones son una prueba de fuego para el éxito de la comercialización
    El elemento básico en juego aquí es la fiabilidad de las aplicaciones en un sistema operativo que se ejecuta. Mientras que las aplicaciones necesitan ser instalados, los sitios web simplemente necesitan un navegador para su acceso.  Para el usuario común de Internet, la navegación moderna casi ha alcanzado su verdadera esencia; no se trata de escribir,  se trata de enlaces que abren nuevas páginas en nuevas pestañas. Y ese es el problema con la navegación y con los sitios web. Si acabas de ejecutar una campaña de marketing y viste un aumento en las visitas al sitio web, no necesariamente podría ser una ventaja. ¿Por qué? Debido a que la campaña puede haber llevado a la mayoría de los navegadores, gente que le gusta saltar de una pestaña a otra, sin apenas hacer compras o suscripciones. Por otro lado, una aplicación suele ser un asunto serio. Si un usuario ha descargado la aplicación, él o ella ha tomado un interés serio en lo que tienes que ofrecerle. Esto va a demostrar que a través de las aplicaciones, realmente puedes saber cuántas personas quieren conectar con tu negocio debido a tu reciente comercialización.

  3. Las aplicaciones cuestan más (Afortunadamente, hay opciones muy asequibles para desarrolarlas)
    La peor parte acerca de las aplicaciones es que tienen que ejecutarse en más de una plataforma. La construcción de una aplicación puede ser fácil si eliges un servicio como MOVILAPPS®
    Pero, en general, vas a tener que pagar al desarrollador dinero extra para la misma aplicación a desarrollar para Android, iOS, Windows y otros sistemas operativos . Y si decides compartir la carga de los costos con el consumidor, la demanda disminuirá. Sin embargo, a largo plazo, una aplicación puede llegar a ser un negocio muy rentable. El desarrollo de sitios web, por otro lado, no te costará tanto.
    .
  4. Los sitios web te permiten tener un enfoque pasivo en las ventas, mientras que las aplicaciones te permiten un control más activo
    Lo que pasa con los sitios web es que un usuario tiene que visitarlos para conseguir la información que desea. Si alguien no está visitando tu sitio web, no se puede hacer mucho al respecto, aparte de poner anuncios o enviarles correos electrónicos, invitándoles a entrar en tu sitio web. Así que, básicamente, se trata de un enfoque de marketing pasivo. Mientras que las aplicaciones móviles, puede enviar mensajes “push” que les ofrecen la información directamente. Más importante aún, dependiendo de la plataforma, las aplicaciones son capaces de realizar el autolanzamiento y la visualización de las ofertas o ventas al usuario. Eso puede ser una gran ventaja cuando se está ofreciendo una venta de un producto con alta elasticidad de la demanda. Por tanto, no tendrás que poner anuncios adicionales para la comercialización; tu aplicación será la que lo haga.
    .
  5. Los sitios web son grandes para el descubrimiento de clientes, mientras que las aplicaciones son mejores para la retención de los clientes
      we-vs-app-2
    Los sitios web son una gran opción para el aterrizaje de nuevos clientes, ya que pueden ser optimizados para un mejor posicionamiento en los motores de búsqueda y sus enlaces se pueden compartir a través de sitios web de medios sociales y foros. Si quiere conseguir que nuevos clientes compren tu producto, es una suposición razonable que preferirían comprar en el sitio web en lugar de descargar una aplicación. Las aplicaciones, por el contrario, son grandes para retener a los clientes. Un cliente puede optar por volver a su sitio web, o no. No hay mucho que puedas hacer al respecto que no sea el envío de correos electrónicos promocionales que terminan en la pestaña de “promociones” en su Gmail. Pero las aplicaciones son mágicas en la forma en que sólo se encuentran allí mismo, delante de los ojos del usuario y son más potentes en términos de lo que pueden y no pueden hacer. Las aplicaciones pueden enviar análisis para cada uno de tus clientes, por lo que les puedes ofrecer mejor, productos personalizados y realizar un seguimiento de sus hábitos de compra.
    .
  6. Los clientes gastan más en sitios web
    Según un estudio, los clientes gastan $ 1 en los sitios web por cada 42,7 centavos de dólar que gastan en aplicaciones . Esto demuestra que los clientes no están dispuestos a pagar por un producto sin tener en cuenta la competencia y precios reducidos durante el uso de la aplicación móvil. De alguna manera, están listos para hacer eso cuando utilizan el sitio web móvil para hacer la compra. Esto probablemente tiene que ver con el punto 7.

  7. Los clientes usan con más frecuencia las aplicaciones
    Los estudios demuestran que las personas que regularmente utilizan sus teléfonos inteligentes para hacer compras prefieren utilizar aplicaciones móviles. El número de transacciones que tienen lugar en los sitios web móviles es mucho menor que el número de transacciones que tienen lugar en las aplicaciones móviles. Eso podría ser una de las razones por las que los compradores están dispuestos a pagar más en los sitios web móviles; no compran desde la web muy a menudo y no tienen el sentido desarrollado de derecho al descuento.

  8. Un sitio web es un catálogo. Una aplicación es la retención y lealtad de los clientes
    Si estás pensando “¿Debo obtener una aplicación móvil o un sitio web móvil para mi estrategia de marketing móvil”, es posible que desees volver a reconsiderarlo. Las aplicaciones y los sitios web no son intercambiables. Las diferencias mencionadas anteriormente no tratan de demostrar que debes optar por uno en lugar del otro. De hecho, sólo tratan de ayudarte priorizando las cosas y estableciendo expectativas razonables. Por ejemplo, ahora que sabes que los sitios web tienen un alcance superior a las aplicaciones, puedes decidir utilizar tu sitio web para la comercialización de pre-lanzamiento de tu producto. También sabes que los sitios web son mejores para la adquisición de clientes, así que sería bueno para atraer clientes al sitio móvil, ganar su confianza y dirigirlos hacia la aplicación. De hecho, puedes crear tu propia estrategia de marketing mediante el uso de lo aquí expuesto de la manera que más te convenga. Lo que la mayoría de gente pasa por alto cuando se trata de esta “batalla” es que los sitios web pueden ser mejor utilizados como catálogos de los productos que ofrece la empresa. Por otro lado, las aplicaciones pueden ser creadas para ejecutar de manera eficiente las funciones complejas y dinámicas que un usuario necesita llevar a cabo, como el envío de pedidos personalizados y otras operaciones relacionadas con el e-commerce.

Si estás pensando en ir, ya sea a un sitio web móvil o una aplicación móvil, entonces, como es natural, estás obligado a perderte las peculiaridades de la otra. Para crear una estrategia de marketing móvil que funciona de una manera fácil y gratificante, es muy importante que asocies tus expectativas y prioridades con los resultados probables.

En resumen, los sitios web móviles y aplicaciones móviles se complementan, por lo que desde aquí te recomendamos enfáticamente tener ambas cosas. Los sitios web para móviles son grandes para el descubrimiento del cliente mientras que las aplicaciones móviles son ideales para la fidelización y retención de los mismos – todo esto junto crea una estrategia móvil que beneficiará a tu negocio.